Arrancó un año mucho más favorable para la carne ovina

URUGUAY  –  HUGO OCAMPO  –  EL OBSERVADOR  –

Carlos Salgado destacó que será difícil que Uruguay supere el gran volumen exportado durante 2013, pero habrá un escenario muy positivo para valorizar los negocios  –

El comienzo de 2014 para el sector ovino, y el de los productores de carne ovina en particular, se presenta mucho más favorable que el de 2013, cuando estimulados por la lana los criadores se vieron incentivados a incrementar sus majadas. La coyuntura internacional permitirá valorizar especialmente las exportaciones de carne ovina destacó a El Observador Agropecuario el consultor Carlos Salgado.

Uruguay difícilmente podrá tener un volumen mayor de exportación que en 2013, cuando incrementó sus ventas 29% en toneladas, pero sí se verá favorecido por un panorama muy positivo de la demanda para valorizar sus negocios, opinó.

Las ovejas encarneradas aumentaron cerca de un 4% según las declaraciones de  Dicose de 2013. Esa fue una primera señal de que podría aumentar la producción de corderos, pero luego sucedieron los temporales de setiembre que hicieron bastantes estragos –se estaba en el pico de la producción y provocaron enormes pérdidas– y la producción de corderos no será superior a la de 2012. Lo que se ganó por mayor cantidad de ovejas encarneradas, se perdió por menores tasas de señalada, indicó Salgado.

Salvo que los productores decidan faenar más animales adultos, no se podrá aumentar el volumen de exportación de carne ovina. La faena ovina de 2013 fue alta para el stock que hay, llegando a 1.625.000 cabezas sacrificadas aproximadamente, un aumento de un 44% con relación a 2012.

Explicó que en materia de mercados el rubro de la carne ovina se presenta a inicio de este año con mucho interés para los distintos actores de la cadena, si se tienen en cuenta los problemas de algunos abastecedores registrados el año pasado, por ejemplo los dos millones de corderos que se perdieron en Nueva Zelanda, que se reflejará en sus exportaciones.

Además, si bien Australia llegó a un récord de exportación de carne de cordero, con más de 200.000 toneladas peso embarque, lo cual se va a mantener, tendrá mucho menos carne de ovinos adultos. Todas las proyecciones que vienen de Australia hacen hincapié en ese sentido, subrayó.

Australia y Nueva Zelanda dentro del contexto mundial –fuera del comercio intracomunitario de la Unión Europea (UE)– concentran casi el 85% de las exportaciones mundiales de carne ovina. Por ende, si estos dos países van a tener menos carne ovina, la presión que habrá en el mercado este año será mayor.

China demanda importaciones de carne ovina cada vez mayores, a lo que se agrega que EEUU creció en sus compras en 2013, tras tres años consecutivos de bajas en sus adquisiciones. En EEUU las importaciones de este rubro se recuperan de la misma manera que lo hace su economía y se espera que se mantengan, porque su producción interna está estabilizada e incluso más bien a la baja, comentó Salgado.

Por eso, el comienzo de 2014 es mejor aún que el inicio de 2013, donde el productor se vio estimulado a incrementar sus majadas como lo demostraron los números de Dicose, sostuvo. El año pasado se vieron los problemas de sobre oferta de Australia y Nueva  Zelanda por la sequía en esos países, lo que gracias a la demanda China se pudo destrabar.

“Existe un panorama positivo para Uruguay, que genera buenas expectativas para la producción local. Todo apunta a un mercado favorable que ya se reflejó, con una cotización de US$ 3,60 a US$ 3,65 el kilo en cuarta balanza que para arrancar 2014 es un excelente precio, sobre todo comparado con los US$ 3,10 a US$ 3,15 de inicios de 2013”, concluyó.

Reforzarán los estímulos para el productor
Central Lanera Uruguaya (CLU) se prepara con gran expectativa en esta nueva zafra de producción ovina y a comienzos de febrero, en el lanzamiento del operativo de cordero pesado, dará a conocer algunas novedades especialmente referidas a los sobre precios para las cruzas carniceras, para estimular al sector. Eso destacó a El Observador Agropecuario el gerente general de CLU, Diego Saavedra, quién agregó que se manejarán condiciones comerciales muy atractivas, lo que sumado al excelente precio liquidado a fines de 2013 permite apostar a que se pueda crecer comercialmente con el rubro cordero pesado.

Según el jerarca de la cooperativa este año será distinto por la menor producción de corderos que registró el país, dado que se estima que la señalada fue menor por la mortandad que hubo en 2013.

Por otro lado, en esta zafra daría la impresión que se faenó una mayor cantidad de ovinos adultos de lo que se hace normalmente, con lo cual la oferta de esa categoría será también menor.

Por el lado de la exportación de carne ovina destacó la gran demanda de China que haría desviar gran parte de la oferta hacia ese mercado, en tanto Brasil, que sigue siendo un mercado importante principalmente para los cortes french rack de cordero, seguirá presionando en la demanda por ese producto que es el de mayor importancia en las ventas a ese país. Saavedra destacó el papel que seguirá jugando Brasil en ese tipo de importaciones, pero reconoció que China se va a convertir “en la gran aspiradora” de carne ovina en la medida que mantenga la demanda, que es la proyección para 2014, e incluso puede que aumente.

Respecto a los productores dijo que en la medida que el negocio siga siendo atractivo por los buenos precios que se manejan, que son mucho mejor que en la invernada vacuna –si bien habrá menos corderos disponibles–, es probable que en proporción invernen más animales para el Operativo Cordero Pesado en la medida que lo vean como buena oportunidad de mercado.

Entiende que Europa seguirá demandado cortes sin hueso de alto valor y es probable que nuevamente este año Uruguay no  llegue a cumplir la cuota de 5.800 toneladas de carne ovina para ese mercado, por un lado quizá por la menor oferta de animales y por otro lado porque China seguirá demandando este tipo de carnes con mucha fuerza, inclusive con hueso.

 

 

Positivo

 

El analista Carlos Salgado opinó que si bien los precios actuales son un poco inferiores a los del cierre de 2013, “son positivos, porque van a evolucionar bien cuando comience la presión fuerte del mercado. Hay que tener en cuenta que siguen siendo mejores precios que los de los vacunos, de US$ 0,30 a US$ 0,35 por kilo por arriba del precio del novillo. Eso sigue representando un panorama muy positivo a la hora de definir estrategias de producción”.

Tags: , ,

Comments are closed.

Contactenos