Uruguay asumirá mayor protagonismo en comercio cárnico

URUGUAY –

“Se espera que en 2016 China aumente sus importaciones cárnicas, respecto de este año, y que Australia disminuya su oferta a causa de la sequía que afecta a ese país y a la recomposición de su rodeo, explicó el gerente general del Instituto de Carnes, Fernando Gil. Ante ello, Uruguay tendrá mayor incidencia en el comercio mundial”, señaló el jerarca, quien informó, por otra parte, que el consumo interno se mantiene estable.

“El fortalecimiento del dólar en el mundo en 2015 fue más pronunciado de lo que se proyectaba un año atrás, lo cual puede entenderse como siempre de muy una buena noticia, puesto que Uruguay comercializa sus productos en dólares”, indicó Gil. Empero, “en el cortísimo plazo hay incertidumbre mientras cada economía internaliza los efectos”, advirtió.

En ese orden dijo que el año entrante se espera que continúe fortaleciéndose el dólar, así como se proyecta un aumento del consumo de carne vacuna en distintos países y, por ende, del comercio internacional, según publicó Presidencia.

“La demanda evolucionará más que la capacidad de reacción de la oferta, pues el mundo tiene mayor ingreso y el comportamiento de pasar de proteínas vegetal a animal es buena noticia para quienes vendemos carne y aún más para los que producimos carne bovina”, apuntó.

“Estamos en la frutilla de la comercialización de carnes”, abundó.

Europa seguirá importando carne de calidad superior a la local, derivada de los rodeos lecheros. Estados Unidos se focalizará en los mercados asiáticos y seguramente modere los altos niveles de importación de 2015.

La gran duda según Gil, es el comportamiento de Argentina en el corto plazo, que dependerá en gran medida de su capacidad de consumo interno, con la posibilidad de que compra carne a Uruguay o Paraguay.

“Estamos en una mano de truco tirando la primera carta, pero la apocalipsis de que nos pasa por encima no es una visión sensata”, recalcó.

También destacó que los episodios sanitarios en América de Sur no tienen efectos en la comercialización entre países en ninguna tipo de carnes.

Finalmente informó que de cada 100 kilogramos de carne bovina que se comercialicen en el mundo, 17 fueron entre países, mientras que en pollos y cerdos ese valor se encuentra por debajo de 10 % y con curva de descenso.

“En términos generales, las proyecciones son estructuralmente positivas y Uruguay tiene oportunidades como para profundizar su perfil exportador de carne de calidad, porque hay nichos que están dispuestos a pagar más por determinadas seguridades que tienen que ver con el modo en que se produce”, subrayó.

 

Tags: ,

Comments are closed.

Contactenos