Caída brusca en el poder de compra del novillo gordo

URUGUAY  –

La nefasta combinación que para las producciones ligadas al mercado internacional implican un dólar pinchado, alta inflación y pesos en dólares moderados derrumbó el poder de compra del novillo. El efecto sin dudas es sobre todo el sector, pero afecta en mayor medida a los productores ganaderos familiares, para quienes el peso de la canasta de consumo es una proporción elevada de su estructura de gastos.

En base a la cotización que mensualmente informa el INAC del valor de la hacienda al dar a conocer el Novillo Tipo, en el último año a enero de 2017 el poder de compra de un novillo expresado en pesos constantes se derrumbó 19%. Los $ 22.882 que se pagaron por un novillo ese mes (equivalentes a US$ 802 por cabeza), eran, a valores constantes del primer mes de este año, $ 28.296 en enero de 2016.

Es más, en pesos constantes el valor del novillo es el más bajo desde mayo de 2010, casi siete años atrás.

Para un empresario ganadero, para quien una parte importante de su estructura de costos también es en dólares, así como baja el precio de lo que produce, cae el de varios insumos. Pero para un ganadero familiar, para quien el peso de la canasta familiar es un componente esencial de su estructura de costos, la actual situación le pega de lleno en su línea de flotación, recortando su capacidad de pago al encarecer la mayoría de sus gastos (supermercado, transporte, tarifas, impuestos, enseñanza de sus hijos, salud e infinidad de etcéteras).

A su vez, el valor del Novillo Tipo que informó el INAC para enero cayó 18% en el año, algo menos que el precio que la industria paga por el novillo, en tanto que la diferencia entre ambos, el Valor Agregado Industrial, se contrajo 15% en el año.

Los dos dígitos a los que llegó el ritmo inflacionario en el segundo trimestre del año pasado han sido nefastos para el sector productor.

FUENTE: TARDÁGUILA AGROMERCADOS

Tags: ,

Comments are closed.

Contactenos